martes, 24 de febrero de 2009

Cocción

Fue espesando lenta la cocción hasta remover los ingredientes y que largara ese olor tan característico que anunciaba su terminación. Entonces emergio ante a él una cadena sin demasiado sentido de imágenes alternadas, algo así como compactada en microflashes de unas pocas decimas de segundo, ya bastante acostumbrado a que aparecieran a su lado antes de despertar y en la cama una nueva mujer con la luz de la mañana, tal cual la soñaba, una nueva y desconocida mujer acumulandose cada día en la casa con la que ya no sabia mas que hacer.