martes, 10 de marzo de 2009

Tempo

No supo si fue la dificultad de comprender bien el tiempo o solamente de puro aburrido que un día comenzó con esto de inventarse estaciones nuevas para su vida, y antes de darse cuenta fragmento en 5 tiempos aproximados y diferentes lo que antes solía llamar primavera, 8 al invierno y 4 al otoño, subdividiendo el verano en solo 3. Su año pronto dejo de ser el mismo, empezaba algún día de julio, de septiembre o quizá de mayo según se le cantara, las fronteras se confundían cada vez mas y los meses comenzaron a perder identidad al igual que los días, las horas y los segundos, hasta que finalmente encontró alla afuera una nueva realidad, la mas dificil de encontrar, alejandose del calendario para crear sus propios tiempos.

1 comentario:

NoeliaA dijo...

Hacia una gramática del tiempo?