lunes, 28 de enero de 2008

Maquillaje

Desesperada, María fue maquillando una esperanza de amor con virtudes celestiales que en lugar de mejorar su aspecto, cada día más se parecía a un payaso molesto e inalcanzable que no paraba de burlarse en su cara.

2 comentarios:

Anilina dijo...

ajjaja, me gusto mucho esto, suele suceder.... las mujeres no logran verse cuando tienen boludeces dando vueltas en la capocha y terminan logrando el efecto contrario...

Marieluchi dijo...

Pintada como una puerta, hay gente que piensa que eso es sexy (?) aguante la cara lavada!!!