lunes, 19 de mayo de 2008

Encuentro

Un sutil trazo de la metáfora se coló por la puerta, recorrió el living y se hizo carne en el patio, sobre una hoja vacía que la esperaba ansiosa desde hacía ya un tiempo, bajo la presión de una birome que bailaba sin preocupacion sostenida por la mano de un escritor.

3 comentarios:

De cenizas dijo...

Me encanta la humildad con la que casi pasas desapercibido.... con lo bueno que eres escribiendo...

un abrazo.

Agustina dijo...

- ¿Qué son esas cosas?
- Para aclarártelo más o menos imprecisamente, son modos de decir una cosa comparándola con otra.
- Y ¿por qué, si es una cosa tan fácil, se llama tan complicado?
- Porque los nombres no tienen nada que ver con la simplicidad o complicidad de las cosas. Según tu teoría, una cosa chica que vuela no debiera tener un nombre tan largo como mariposa. Piensa que elefante tiene la misma cantidad de letras que mariposa y es mucho más grande y no vuela.

(Es de Il Postino, si tenes tiempo mirala, es entretenida)

Enredada dijo...

Y se concibe el encuentro...y todo cobra formas, sentidos y escencia.
besos