lunes, 17 de marzo de 2008

Vuelos

Caer profundo con ella sobre el cielo gris de una noche inquieta que mata, construyendo la ilusión de controlar el vuelo pero sabiendo que a veces, quizá solo por unos instantes, ascender o desplomarse en el vacio no se diferencian demasiado.

3 comentarios:

De cenizas dijo...

Las caídas "hacia arriba" son aún más terribles. (y no es broma)


un abrazo

Javier dijo...

Decíselo al piloto de LAPA...

Anilina dijo...

sera que siempre creemos tener el control sobre las cosas. o nos es conveniente pensar que si, pero que liviana es la carga al compartirla, no?
saludos :)